Cómo hidratar las pieles faciales de los hombres

Cómo hidratar las pieles faciales de los hombres

En estas últimas décadas hemos sido testigos de una positiva evolución en el género masculino, debido a que ahora se preocupan más por su aspecto físico y de cuidar varias zonas que antes, posiblemente eran tabú, por aquello del “machismo”. 

Es ahora muy común ver que un hombre se cuida sus manos y uñas, así como su cara. Sin embargo, es importante tomar en cuenta que las técnicas de cuidado para ellos no son las mismas que usan las mujeres. No deben usarse los mismos productos y es por eso  que el mercado ofrece las mejores cremas hidratantes faciales masculinas. La aplicación de estas dependerá del estilo de vida de cada uno, así como de otras variables como su alimentación y su tipo de piel. 

Entre tanto, podemos establecer algunas diferencias entre la piel de los hombres y el de las mujeres para entender un poco mejor por qué se deben usar productos especialmente diseñados para ellos, o para ellas.  

La diferencia principal entre ambos sexos o géneros es que el hombre tiene mucho más testosterona, por lo que su piel tiende a ser más grasa. Además, la piel de los hombres es más gruesa, se puede decir que un 30% más que el de las mujeres. Un aspecto que las mujeres pueden envidiar de los hombres es que estos producen más colágeno, lo que retrasa la aparición de líneas de expresión, aunque cuando aparecen suelen ser más marcadas que en las féminas. 

Cómo cuidar la piel masculina 

Como un principal consejo que damos para cuidar la piel masculina es el uso de  productos naturales Weleda. Esta es una marca líder en el mercado que utiliza ingredientes totalmente naturales y tiene diversidad de cremas para cada tipo de piel y sus necesidades específicas. 

El tipo de piel que es más común entre los hombres es la mixta, es decir, que tiene brillo y poros abiertos en frente, nariz y mejillas. Esto, unido a la constante sudoración, la cual es muy superior al nivel de sudor de las mujeres, puede llevar a la mayor acumuación de puntos negros y espinillas. Es por ello que la rutina de cuidado facial debe apuntar a evitar imperfecciones futuras y corregir lo que ya se encuentra presente. Son rutinas sencillas que se pueden llevar a cabo en sencillos pasos. 

Paso #1 Limpia el rostro con los productos indicados. 

Lo mencionamos anteriormente y hemos recomendado los productos de la marca Weleda. En tal caso, lo que debes hacer es mojar tu rostro, preferiblemente con agua tibia para que se abran tus poros y luego aplicar el producto que mejor se adapte a tus necesidades. Lo que más se recomienda es la utilización de productos espumosos para lograr una limpieza más profunda. 

Puedes además, usar cremas exfoliantes para eliminar piel muerta y suciedad más incrustada. 

Paso # 2: Afeita tu rostro de la forma adecuada

Así como lo hiciste con la limpieza, usa agua tibia, puedes aplicar cremas que contengan ácidos grasos como la parafina y la lanolina que permiten que el vello se ablande. Usa rasuradoras de dos cuchilla o de una sola porque son las mejores para que así evites irritaciones. 

Paso #3 Debes mantener una dieta saludable

Esto influye mucho en la salud que emana tu rostro. Debes consumir vitamina A para mantener una piel firme y regenerada. También debes incluir en tu dieta alimentos que contengan antioxidantes y no te olvides del omega 3 que hidrata y fortalece tu piel 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *